Vuelvo

Vacías las galerías de mi alma , iré hasta la cima del cerro mas encendido y esperaré. El viento envolverá mis piernas, su canto hará espacio en mis ojos, y dejará entrar todo lo que no abarcan mis pobres palabras. Las personas del lugar se fundirán, una vez más, con su otredad. Puedo ver el rostro… Continúa leyendo Vuelvo

A una calle

Lejos de del cuerpo, de los sentidos, así te grabaste en mí cuando te subía. No sabía, línea quebrada y astillada por la luz, que te desprendías de la plaza y que conmigo subías, subías. Me abrazaste para taparme los ojos, me hiciste mirar desde el centro de mi emoción. Tus piedras llegaron hasta el… Continúa leyendo A una calle

Por ejemplo, Ricardo Vilca

Entre las voces bajas de las personas, con un poco de sed y cansancio, mirando cómo los tonos cálidos empezaban a instalarse en el paisaje, llegué hasta el pueblo. El canto de la quena llamaba a los pájaros. El colectivo se precipitó hacia la derecha y empezó a bajar entre las casas más nuevas y… Continúa leyendo Por ejemplo, Ricardo Vilca

Me mezclé en la feria.

Me mezclé en la feria. Las voces, las especias, la tierra, todo entre los bracitos que se desprendían del río, débiles, o en humildes tiendas de color azul, o sobre mantas, cobijando tejidos, verduras, frutas, muebles, cueros, ropa –los nenes corriendo entre los puestos- las wiphalas, la comida embolsada, las abuelas descansando cerca del agua… Continúa leyendo Me mezclé en la feria.